© Recogen firmas contra el cierre del colegio La Resurrección .-

Hace unos días, nos enteramos, a través de los medios de comunicación, que la Generalitat había decidido desalojar el Centro de Acogida de menores que gestionan las hermanas Terciarias Capuchinas en Segorbe.

Un centro que lleva prestando sus servicios, desde hace mucho tiempo, en esta población y que es un orgullo para todos los habitantes de Segorbe.

Por sus instalaciones han pasado miles de menores que han recibido la atención, el cariño y la formación necesaria por parte de la congregación que realiza tan encomiable labor.

Desde hace muchos años, la asociación Fray Luís Amigó de Segorbe, colabora con la congregación de Hermanas Terciarias Capuchinas.

Desde hace 20 años la Asociación Fray Luís Amigó de Segorbe prestamos nuestro apoyo a la Hermanas terciarias Capuchinas. Y siguiendo su ejemplo la Asociación fundó el Centro Socio-Educativo Luís Amigó en Segorbe, mediante el cual hemos dado apoyo a niños y familias.

Tal y como hemos señalado con anterioridad, la Generalitat, de un día para otro, ha decidido trasladar a todos los menores que se encontraban en este Centro, sin dar ninguna explicación a los responsables de mencionado Centro y divulgando una serie de informaciones a través de los medios de comunicación que reflejan una situación muy alejada de la realidad.

La Congragación de las Hermanas Terciarias Capuchinas lleva cabo una labor fundamental con los menores a su cargo, ofreciendo todos los cuidados que necesitan, así como todo su cariño, algo fundamental para que crezcan felices y sin carencias afectivas.

La labor de las religiosas con estos niños, que necesitan una atención especial, es encomiable y ejemplo claro de este hecho es que la Congregación recibe subvenciones de la Generalitat, al igual que otros Centros de la Comunidad Valenciana.

Se trata de una Congregación con más de 120 años de historia, desde que fuera fundada por el Valenciano venerable Fray Luís Amigó.

La congregación de las Hermanas Terciarias Capuchinas cuenta con más de 1300 religiosas extendidas por 30 países de Europa, África, América y asia donde dirigen y colaboran en Centros de acogida para menores, colegios, hospitales y parroquias.

MEDITERRANEA OBRAS
RODOLFO Y VENTURA

Desde nuestra Asociación, queremos expresar nuestro mayor reconocimiento, admiración y apoyo a la Congregación.

Una labor de tantos años no se puede poner en entredicho de la noche a la mañana.

Y ese reconocimiento, no es solo desde nuestra Asociación, si no que la propia sociedad segorbina es plenamente conocedora de la gran labor desarrollada por la Congregación durante estos años.

Por dicho motivo, desde nuestra Asociación queremos movilizarnos para apoyar a la Congregación, y para que se pueda revertir la situación creada por una decisión que entendemos es injusta y arbitraria por parte de la Generalitat Valenciana.

Con dicho fin, hemos iniciado una recogida de firmas además de elaborar una encuesta con la finalidad de que la gente de Segorbe, o de cualquier otro lugar, pueda expresar su opinión sobre la necesidad o no de que se vuelva a abrir el Centro que ha sido desalojado por parte de la Generalitat Valenciana.

Además, tenemos la intención de poner en marcha nuevas iniciativas con el fin de que se ponga remedio a esta injusta situación creada por una decisión unilateral y sin habar dado la opción a la Congregación de poder tener conocimiento de los motivos que la han propiciado.

Nosotros nos constituimos en Asociación para apoyar y colaborar con el Colegio Nuestra Señora de la Resurrección, porque entendíamos que podíamos aportar nuestro granito de arena.

Ya no se trata de una cuestión de ideología política, de creencias religiosas o de cualquier otra cuestión, se trata de que los niños reciban una atención ejemplar.

Se trata de la vida y el futuro de estos menores y se trata de una labor desarrollada a lo largo de más de 120 años de historia por parte de la congregación cuyo único fin es el bienestar de los menores.

Y se trata de una institución enraizada en la población de Segorbe, reconocida por sus vecinos y que cuenta con otros centros tanto en nuestra Comunidad, como en otros muchos sitios.

Queremos dejar de lado la polémica y pensar y trabaja única y exclusivamente por los menores.

Finalizamos reiterando nuestro apoyo a la Congregación de las Hermanas Terciarias Capuchinas, y que a través de las iniciativas que vamos a llevar a cabo únicamente pretendemos que la población de Segorbe, y de cualquier otro lugar, pueda implicarse y mostrar su apoyo a la encomiable labor llevada a cabo por las mismas, y solicitar que desde las Generalitat se reflexione sobre la injusta decisión adoptada y pueda volver a ponerse en funcionamiento el Centro Nuestra Señora de la Resurrección para seguir desarrollando el importante trabajo en nuestra población, Segorbe.

Asociación Fray Luís Amigó de Segorbe