ACTOS CONMEMORATIVOS del 75 ANIVERSARIO de la BENDICIÓN del SANTÍSIMO CRISTO DE LAS MERCEDES

 La actual imagen del escultor Carmelo Vicent, sustituye a la de 1867 del artista Modesto Pastor

          La Loable Cofradía de la Santísima Trinidad de Segorbe ha conmemorado el 75 Aniversario de la adquisición y bendición de la actual imagen del Santísimo Cristo de las Mercedes, con diversos actos que se desarrollaron durante los días del 18 al 21 de octubre pasado, en la iglesia de san Joaquín y santa Ana, templo donde tiene su sede canónica desde el siglo XVI.

Durante los tres primeros días, se celebró la Eucaristía y solemne Triduo al Santísimo Cristo de las Mercedes, acción litúrgica presidida por el Prior de la cofradía, M. I. señor don Federico L. Caudé Ferrandis, que estuvo acompañado por diversos sacerdotes.

El primer día del Triduo, concelebraron junto a don Federico, los reverendos don José Miguel Navarro Magaña, cura de Geldo y don Juan Francisco Amaro Agudo, cura de Navajas y cofrade, quién pronunció una sentida homilía. En la tarde del jueves, el Prior estuvo acompañado por don José Cebrián Cebrián, canónigo y cura de Sot de Ferrer y don Óscar Bolumar Asensio, hijo de Segorbe y actual cura de Vall d´ Alba, pronunciando una vibrante plática.

El viernes día 20, el Prior de la cofradía, M. I. señor don Federico L. Caudé celebró la Eucaristía, dirigiéndose a los fieles con palabras llenas de sentimiento hacia la figura de Cristo crucificado.

Leyó una carta del señor Obispo, don Casimiro López Llorente, felicitando a la Cofradía y disculpándose por no poder asistir a los actos.

Al finalizar el oficio litúrgico, y antes de situar nuevamente la sagrada imagen en su ubicación habitual, se procedió al besamanos, descubriéndose a continuación en una de las paredes laterales de la Capilla del Santísimo Cristo de las Mercedes, una placa “In memoriam” de todos los Clavarios/as que han portado la Santa imagen en todo este periodo de tiempo y Priores, en representación y recuerdo de los Cofrades que han pasando y dejado huella durante estos últimos 75 años.

Desde la Cofradía deseamos agradecer la presencia de representantes de diversas cofradías/hermandades de la diócesis, así como de familiares de priores y clavarios fallecidos, asistiendo también un buen número de los últimos clavarios.

El sábado 21 tuvo lugar una conferencia-concierto, en el mismo templo, con la intervención de don Rafael Simón Abad, archivero de la Cofradía y la orquesta de cámara de viento de la Unión Musical Santa Cecilia de Viver, bajo la batuta de su director Juan Laffarga Civera.

La iglesia de san Joaquín y santa Ana congregó a numerosas de personas, que con su presencia sirvió para dar más brillantez a los actos y mostrar su veneración por el Santísimo Cristo de las Mercedes. Es importante realzar la asistencia del señor Alcalde y componentes de la corporación municipal, así como representaciones de otras asociaciones.

ESCUELA DE DANZA

El acto se desarrolló intercambiando música y parlamentos. El primero en intervenir fue el Cofrade

Mayor, quién presentó el acto y los motivos que habían servido al Cabildo de la Cofradía para realizarlos y dejar constancia de la efeméride.

La segunda intervención y parte fundamental del acto, fue el parlamento del señor Simón Abad, quién relató las circunstancias en que se encontraba la Cofradía a principios del pasado siglo XX y tras el trienio 1936-39 los pasos que siguieron para recuperar la actividad cofradiera y la propia de la iglesia. Continuó con las actuaciones que se realizaron para la adquisición de la sagrada imagen, autor, coste y actos a su llegada a Segorbe. Su intervención fue muy reveladora y recibió fuertes aplausos por su exposición y trabajo de investigación puesto al servicio de la conmemoración.

El Prior, don Federico L. Caudé Ferrandis, cerró el capítulo de oradores con una brillante intervención, que dio paso a la última obra musical del acto: Gloria al Eterno Padre “Aria a la Santísima Trinidad”, perteneciente al Maestro de Capilla de la S. I. Catedral segobricense, don José Morata García, 1769-1840, natural de Geldo. En esta pieza, fueron solistas: Francisco Belarte Rodríguez, trompeta; Paula Soriano Mateu, oboe, intervención muy aplaudida.

Entre orador y orador, el grupo de cámara de viento de la Unión Musical Santa Cecilia de Viver interpretó las siguientes marchas procesionales: “Jesús de la Penas” de Antonio Pantión. “Cristo de la Sangre” de Emilio Cebrián y “Mektub” de Mariano San Miguel, todas ellas bajo la batuta de su maestro director Juan Laffarga Civera.   La intervención musical fue brillante, recibiendo prolongadas ovaciones.

El Cabildo de la Cofradía se siente muy satisfecho por el esplendor de los actos y la elevada participación, muestra del fervor que se procesa al Santísimo Cristo de las Mercedes.

AUTOR Y POR MENORES DE LA IMAGEN

La actual imagen del Santísimo Cristo de las Mercedes, es obra del insigne escultor valenciano Carmelo Vicent Suria, 1890 – 1957, con primeras medallas en la exposición nacional de Bellas Artes en los años: 1926, 1934, 1935 y 1941. En 1942 obtuvo la plaza de catedrático en la Escuela de Bellas Artes y en 1944 fue nombrado académico de la Real Academia de San Carlos y en 1952 de la correspondiente de Toledo.

La actual imagen fue bendecida el 14 de septiembre de 1942, sustituyendo a la talla titular de la Cofradía destruida en 1936, perteneciente al escultor Modesto Pastor, realizada en 1867 e inaugurada en la procesión del Jueves Santo de ese mismo año.

La imagen del Santísimo Cristo de las Mercedes es una obra de escultura de bulto redondo de técnica cincelado, policromía y repujado en talla. Su coste fue de siete mil pesetas, importe sufragado gracias a la aportación de los cofrades.

Señalar que del mismo autor, es la imagen de la Santísima Trinidad, que preside el templo desde 1947, fecha en que fue donada por el cofrade don Valeriano Carrión Garro. Indicar que la talla que preside el altar mayor de la iglesia del Seminario Menor Diocesano, pertenece igualmente a Carmelo Vicent, una Santísima Trinidad realizada en el año 1946.

Como hemos indicado, la imagen fue bendecida el 14 de septiembre de 1942 por el M. I. Vicario General don Romualdo Amigó Ferrer, en el domicilio de don Domingo Orero Vicente, siendo trasladada procesionalmente a la iglesia de Santa María, donde quedó provisionalmente, hasta el año 1947, año en que se realizaron las obras de restauración de la iglesia de san Joaquín y santa Ana, bendecida por el Vicario General de la diócesis, iniciándose nuevamente el culto.

Carlos Laffarga Civera. Cofrade Mayor – Fotos:Manolo Tenas