© El colegio pide que regresen los niños y defiende a los trabajadores .-

Mientras las redes sociales se llenan de memes sobre el traslado de menores del Centro de Acogida de la Resurrección, tanto  a favor como en contra, desde la dirección del centro aseguran que “no somos mujeres mediáticas, las cámaras y los micrófonos son ajenos a nuestro día a día, pero nos hemos puesto ante ellos por el bien de los niños y niñas” y que su único deseo es “que los niños vuelvan al Centro”.

ESCUELA DE DANZA
Además la congregación de las Hermanas Terciarias Capuchinas, encargadas de la regencia y dirección del centro afirman que quieren “seguir atendiendo a los niños y niñas. Pretendemos mostrar la verdad, avalada por más de 100 años de experiencia”, con el fin de que los menores regresen y “la sociedad sepa el error tan grande y el daño tan enorme que han hecho al llevarse a los menores de la forma en que se los llevaron”, afirmaron algunas de las personas que se llevaban a los niños los fines de semana a sus casas.

ESCUELA DE DANZA
JOYERIA ROYO
RODOLFO Y VENTURA
Y es que los menores, según estas mismas fuentes “arrancados de los brazos de las monjitas y de todas las personas que habíamos allí el martes. Fue desgarrador verlos salir del centro con total precipitación y dolor”.

Por ello, desde el colegio “hemos querido mostrar a la opinión pública la verdad y nos hemos dirigido a las autoridades responsables para que escuchen nuestros argumentos” “Hemos abierto las puertas de nuestra casa para que se pueda comprobar el estado de las instalaciones. Nos han visitado los medios de comunicación y representantes de partidos políticos. Somos mujeres de Paz, ese es nuestro carisma. No vamos a entrar en ninguna guerra mediática ni política. Hemos querido expresar la verdad”.

Por otro lado la congregación indica que “nuestro trabajo está conectado con una red de profesionales de instituciones públicas: fiscales, maestros, pediatras… Ellos conocen el Centro Ntra. Sra. de la Resurrección y nuestra práctica educativa. Ellos son extraordinarios profesionales y nunca hubieran consentido un trato inadecuado de los niños que protegemos y cuidamos entre todos”.

De esta forma las  hermanas salen en defensa de los trabajadores del centro, en el que cabe recordar que hay 17 personas, de las que solo cinco son religiosas, dado que al acusar de maltrato al centro se acusa también indirectamente del mismo a los profesionales que trabajaban en él.

“Agradecemos a todos los que han mostrado su solidaridad hacia nosotras en estos momentos tan difíciles, a los trabajadores, a los antiguos alumnos, a las familias colaboradoras, al pueblo de Segorbe y a la sociedad de la Comunidad Valenciana. Agradecemos la disponibilidad de los medios de comunicación que nos han permitido un espacio para hacernos oír”, concluyen.

El colegio pide que regresen los niños y defiende a los trabajadores

Chelo Torrejón – Fotos:José Plasencia.