EL GOBIERNO DE SÁNCHEZ PODRÍA DAR VÍA LIBRE AL CHANTAJE LINGÜÍSTICO IMPULSADO POR LA IZQUIERDA VALENCIANA

  • El nuevo presidente de España podría dar aliento al “chantaje lingüístico” anulado por el TSJ de la Comunidad Valenciana.
  • La izquierda pretende acabar con la libertad de elección de las familias.
  • Niños, jóvenes y escolares, el blanco fácil del gobierno valenciano de Oltra y Puig.

Pese a las numerosas suspensiones que ha realizado el TSJCV en el “chantaje lingüístico” el recién gobierno del socialista Pedro Sánchez- al más puro estilo “golpe de estado”- podría desestabilizar la resolución de Tribunal y dar vía libre a la implantación del “chantaje a la valenciana” del Botànic.

En la actualidad, este mal llamado “modelo plurilingüe” que sólo premiaba a los niños que estudiaban en lengua castellano y penalizaba a los que lo hacían en lengua castellana, se estaba tratando en una comisión bilateral convocada por la administración central del gobierno popular debido al componente anticonstitucional que el modelo seguía, paso previo a ser presentado ante el Tribunal Constitucional. Pero, ahora que los colores políticos han cambiado en el país, y el socialismo- junto a partidos como Bildu, PNV o Podemos, que apoyan el independentismo en todas sus vertientes- se ha instaurado de forma repentina en la presidencia del gobierno de España, la madeja del modelo “monolingüístico” que sólo procura por la formación en valenciano, podría comenzar a deshacerse.

De ser así, quedaría patente la complicidad entre el gobierno nacional y el autonómico de acabar con la marca España, las tradiciones y las costumbres. Y es que, la izquierda valenciana no hace más que seguir con el cometido de imponer el “procés” independentista en la Comunidad no cesa en su intento de alienar a la sociedad, de imponer un pensamiento único, de coartar la libertad de las personas, y ahora tendría todo el apoyo para seguir con su cometido debido a la buena sintonía y permisividad entre Sánchez y Puig.

Comunicado de prensa PP Segorbe