El silencio de Segorbe Participa lo convierte en complice

  • Desde que se destapó la desaparición de unas donaciones hechas por parte de un comercio local al área de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Segorbe, SP no se ha pronunciado.
  • ¿Perplejidad o complicidad? Sea como sea, SP no ha realizado las pesquisas para esclarecer los hechos tal y como se comprometieron.

ESCUELA DE DANZA
Ya ha pasado casi un mes desde que la concejala del Partido Popular de Segorbe, M.ª Carmen Climent, preguntase en el pleno municipal al equipo de gobierno por el paradero de un donativo hecho por un comercio local y destinado al área de Servicios Sociales.

Al parecer los enseres habían sido recogidos por la concejal de Comercio, M.ª Teresa García como así lo demuestra el documento que ella misma expidió y que portaba membrete, cuño y firma como edil del Ayuntamiento de Segorbe.

En todo este tiempo, absolutamente nada se ha sabido de la concejala de Servicios Sociales, Yolanda Sebastián, a la que sorprendentemente no le conocemos ningún tipo de manifestación ni opinión sobre los hechos, muy al contrario de lo que nos tiene acostumbrados. Fue la misma edil del área de Servicios Sociales la que, ante la gravedad de los hechos, se comprometió a colaborar para esclarecer la presunta desaparición.

Sorprende y mucho el silencio cómplice de SP que actúa ocasión si y ocasión también emulando un auténtico tribunal de la antigua Roma salvo en ocasiones como las que atañen a sus socios de gobierno por eso sorprende que a esta formación no le conozcamos opinión alguna al respecto. Tal vez el poder los tiene hipnotizados y absortos que carecen de respuesta, en según que ocasiones.

Desde el Grupo Municipal del Partido Popular pedimos coherencia y explicaciones, explicaciones verídicas que por otra parte no llegan nunca desde SP y que pretenden seguir ocultando la situación de las donaciones destinadas a los más necesitados de Segorbe.

El silencio convierte a SP en cómplice de las “misteriosas desapariciones”.

JOYERIA ROYO
RODOLFO Y VENTURA
ESCUELA DE DANZA

El silencio de Segorbe Participa lo convierte en complice