Joyería Ventura sortea un brillante entre sus clientes para celebrar sus bodas de oro por todo lo grande. El establecimiento abrió sus puertas en 1966

publicidad

Cumplir cincuenta años de relación no es nada fácil, sobre todo si hablamos de la relación de un negocio familiar, en el que la cordialidad, calidad y atención a los clientes es la principal característica de este pequeño taller de orfebrería, llamado Joyería Ventura de Segorbe.

Anillo sorteado. Foto:J.P.

Anillo sorteado. Foto:J.P.

Por ello la Joyería Ventura, que con sus cincuenta años de vida llega a lo que comúnmente conocemos como Bodas de Oro en las que habitualmente se suele regalar un detalle de este mismo material, ha decidido celebrar las suyas por todo lo grande y sortear entre sus clientes un espléndido anillo de brillantes y oro blanco.

El sorteo se celebrará el próximo día 21 de marzo en la Joyería Ventura, de tal forma que una mano inocente sacará de una urna una las papeletas que previamente habrán rellenado los clientes que compren un detalle en la tienda de aquí a entonces.

Los hermanos Ventura Calás, Enrique y Miguel, decidieron en el año 1966 lanzarse a la aventura de abrir un negocio cuando apenas rondaban los veinte años de edad, veintidós Enrique y dieciocho Miguel, lo que sin pretenderlo les posiciono entre los primeros puestos del ramo de la joyería en la comarca del Alto Palancia.

publicidad

Así las cosas, Enrique, que ya tenía su propio título de joyería, alecciono y enseño todo lo que supo a su hermano Miguel en el taller de la trastienda de lo que fue el primer asentamiento del negocio, sito en la calle Martín Báguena, desde donde posteriormente con el discurrir de los años se trasladaron a un local más amplio y espacioso de la cercana y céntrica plaza del Agua Limpia.

El negocio familiar de los hermanaos Ventura, que después amplió todavía más el emplazamiento de la plaza del Agua Limpia en el que actualmente continua, sumó a su plantilla a una trabajadora ajena a la familia, si bien transcurrido un tiempo decidió rescindir su contrato e incorporar al negocio a sus propias esposas, Isabel Carot y Esperanza Gil, y posteriormente a su hijos e hijas, Mari Carmen, José Miguel, Isabel y Esperanza.

Interior del establecimiento. Foto:J.Plasencia.

Interior del establecimiento. Foto:J.Plasencia.

Así el negocio fue creciendo, las relaciones familiares estrechándose y la fama de la Joyería creciendo, ya que en ella se ofrecen todo tipo de composturas realizadas de forma artesanal, realización de piezas por encargo, e innovadoras creaciones en oro plata con engastes de piedras preciosas.

Prueba de ello son los trabajados aderezos de broche, colgante y pendientes que las jóvenes suelen lucir en fiestas con el típico traje de segorbina, además de algunos de los trabajos de martillado y fundido en crisol realizados por encargo, tales como la virgen de la Cueva Santa con su peana y corona que es exhibida en la Iglesia de Almedíjar.

Trabajo del taller. Foto:J.P.

Trabajo del taller. Foto:J.P.

Las nuevas tendencias y aires modernos llevados al negocio por la incorporación de los hijos de los hermanos Ventura pueden apreciarse en la originalidad de la compostura de los colgantes creados con motivo de la exposición La luz de las Imágenes, las pulseras conmemorativas de la Entrada de Toros y Caballos e insignias de Segorbe, entre otros.

La calidad de las piezas realizadas por Joyería Ventura, que ha sabido incorporar al negocio a las más destacas marcas de joyería y relojería, ha merecido en diversas ocasiones el reconocimiento del Ayuntamiento de Segorbe, que en mas de una ocasión le ha concedido el premio al Mérito Artístico del Concurso de Escaparates.

Escaparates de la tienda. Foto:J.Plasencia.

Escaparates de la tienda. Foto:J.Plasencia.

Joyería Ventura sortea un brillante

Chelo Torrejón