La aprobación de cuentas enfrenta a los concejales de Altura

RODOLFO Y VENTURA

El salón de sesiones del Ayuntamiento de Altura celebró el día de ayer un pleno extraordinario con un orden del día no muy extenso, pero que sin embargo dio mucho de sí, ya que el grupo municipal del Partido Popular acabó abandonando el mismo.

En primer lugar se dio cuenta del escrito de renuncia al acta del concejal de EUPV, Manuel Ibáñez, que por motivos personales abandona la primera línea de la política como así informó en su día InfoPalancia. Así pues, Ibáñez, arropado por su partido, dio muestras de ser un político fraguado en muchas batallas, pero desde luego, hizo gala de su señorío y de la facilidad que tiene de llamar a las cosas por su nombre. Acabó, como seguramente nadie ha acabado su andadura política, nombrando uno a uno a todos los trabajadores del ayuntamiento y agradeciendo haber sido concejal de su pueblo.

A continuación, el segundo punto del orden del día trataba la aprobación, si procedía, de la cuenta general de 2017. Fue en este punto donde, tras la emotiva despedida de Ibáñez, se empezaron a enrarecer las posiciones de equipo de gobierno y oposición.

En primer lugar, Elena Cáceres, como portavoz del grupo de Izquierda Unida, explicó “mi grupo va a votar en contra esta cuenta general y quiero mostrar mi malestar por no haber recibido la información que demandé y se me dijo que se me enviaría al email. Pues tengo la manía de ir a las comisiones con la documentación leída y estudiada, eso sí, cuando se me da”.

Cáceres continuó la defensa de su postura alegando que “no se nos da participación en las comisiones y hay cosas que no entiendo como son las diferencias significativas de la cuenta general de 2016 y 2017 que se nos presentó por parte de le empresa externa al ayuntamiento; pues en una el periodo medio de pago a acreedores era de 207 días y en otra de 195, mientras que luego hacienda nos dice que son 332”.

A continuación tomó la palabra el representante del Partido Popular, José Gabriel Máñez, que se quejó de la nula transparencia del equipo de gobierno así como de “engaño a la población, porque lo que está haciendo el señor alcalde es aplazar la deuda hasta 2020”.

Así pues, Máñez continuó su defensa, aportando datos del incremento del gasto de numerosas partidas y apostilló que “el consistorio alturano a día de hoy tiene una deuda de más de siete millones y medio de euros. No hay transparencia, no hay información y su nefasta gestión y falta de diálogo, hace que usted todo lo haga por decreto: ordeno y mando”.

El momento más tenso se vivió cuando Máñez acusó al equipo de gobierno de aprovechar la situación del dimisionario concejal de izquierda unida, para poder aprobar la cuenta general del 2017. Rápidamente, el primer edil alturano, Miguel López, acusó de “mala fe e insidias” al señor Máñez y le instó a retirar su acusación del debate.

Tras la negativa por parte del portavoz popular, el señor López le amonestó en dos ocasiones lo que provocó que en ese momento los cuatro concejales del PP abandonaran el pleno, según apuntaron más tarde en redes sociales debido a “la estrategia antidemocrática del PSOE”.

Por último, el alcalde de la localidad, Miguel López, con la bancada popular vacía, explicó su posicionamiento tras haber votado a favor la cuenta general de 2017. López, se mostró afectado por “las reiteradas veces que me han llamado mentiroso, hasta 4 en el día de hoy”.

Lo cierto es que primer edil alturano, tras expresar “la ignorancia del anterior discurso del portavoz popular”, explicó que “la cuenta general refleja la realidad de la situación patrimonial y de los resultados de una entidad local además de todo lo que ha ocurrido en un año respecto del camino del presupuesto”.

Por último, López hizo hincapié en que “el ayuntamiento está pagando facturas de los años 2012 y 2013, y reconoció que se está rebajando la deuda, aunque querríamos más, pero estamos satisfechos del resultado presupuestario de este año”.

El pleno acabó con la aprobación de los festivos locales de 2019 los cuales corresponderán a las fechas del 25 de marzo y el 27 de septiembre, días correspondientes a las fiestas patronales de la localidad.

Alejandro Ibáñez. Foto:A.I

La aprobación de cuentas enfrenta a los concejales de Altura La aprobación de cuentas enfrenta a los concejales de Altura