© La Piel de la Vid un vino con denominación comarcal.-

La Piel de la Vid parece el nombre de una película, aunque las personas que entiendan algo de vino sabrán que no lo es, ya que hace apenas una semana la Cooperativa de Viver ha empezado a comercializar con este nombre los primeros caldos nacidos de los viñedos de las tierras más altas de la comarca del Alto Palancia.

Así las cosas, Caudiel, Jérica y Viver son los municipios productores de la variedades de uva con las que están elaborados los vinos monovarietales blanco, rosado y tinto joven, de La Piel de la Vid, que salen al mercado al módico precio de 4,30 euros la botella.

La comercialización del vino se llevará a cabo en las propias instalaciones de la cooperativa, así como en las tiendas y charter asociados a la misma, restaurantes y establecimientos hosteleros con los que la entidad trabaja desde hace tiempo.

ESCUELA DE DANZA

Los vinos fueron presentados al público en el Hotel Martín El Humano de Segorbe, donce se dieron cita más de 120 personas relacionadas con el sector de la restauración, vitivinícola, agrícola y cooperativista de la zona.

La aceptación y respuesta del público asistente a la presentación fue bastante unánime, dado que los caldos parecieron gustar a todos por igual.

Cabe señalar que el vino blanco está elaborado con la variedad de uvas Chardone, cultivada en las tierras de Viver, el rosado con uvas de syrah, de las viñas de Caudiel y el tinto joven con la de  cabernet sauvignon  cultivada en Jérica.

Esta nueva apuesta de la cooperativa nace a raíz de la adquisición por parte de la misma de una de las bodegas más consolidadas e importantes de la provincia de Castellón, la de Divinos & Viñas de Segorbe, en la que se producen los nuevos vinos además de las conocidas marcas Odisea y Perdición, que ha llevado el nombre de la bodega a lo más alto.

RODOLFO Y VENTURA
ESCUELA DE DANZA
JOYERIA ROYO
Las bodegas seguirán manteniéndose en el polígono la Esperanza de Segorbe, las vides serán cultivadas por los técnicos y agricultores de la entidad y, al igual que anteriormente, ofrecerán la línea de enoturismo.

Con esta apuesta “afrontamos un reto con la vocación de seguir construyendo comarca, recuperar el patrimonio vitivinícola de Viver y de la zona y apostar por no perder la capacidad productiva del Palancia, porque desde el punto de vista de futuro, el sector agroalimentario es el futuro por el que debemos apostar, administración y empresas”, según explicó a InfoPalancia el gerente de la cooperativa, Fernando Marco.

Con esta ampliación del sector, la cooperativa de Viver gestiona en la actualidad un total de 25 hectáreas de vid. 

De esta forma la Cooperativa de Viver pretende apostar “por nuevos proyectos y ampliar la propuesta de futuro con una línea de producción de vinos, que sumamos a la del aceite, los frutos secos y las legumbres que ya llevamos en marcha”,

El vino varietal es aquel para cuya elaboración se emplea de manera completa o en su mayoría una sola variedad de uva. Lo normal es que si el 80% de su contenido es de una única variedad, se le denomine varietal.

Por el contrario si el vino está elaborado al cien por cien con un solo tipo de uva, se podrá decir que es tanto varietal como monovarietal.

Sin embargo, si el 80% es de un tipo de cepaje y el porcentaje restante es de otro, será varietal pero no monovarietal.

Por ello se puede afirmar que la diferencia simplemente se basa en lo estricto del porcentaje, pero también podemos concluir que un vino monovarietal sí es varietal, pero que no todos los vinos que son varietales son monovarietales (por el hecho de que un pequeño porcentaje puede corresponder a otra uva).

La Piel de la Vid un vino con denominación comarcal

Chelo Torrejón