PP Castellón – Foto:José Plasencia

El año 2020 ha cerrado con un balance destructivo en materia de empleo que hoy se ceba con 43.194 familias de Castellón. Son 5.604 más que en el mismo periodo de 2019, lo que constituye “un absoluto drama para miles de castellonenses que hoy buscan un trabajo digno para poder llegar a final de mes”.

Óscar Clavell, diputado nacional del PP, ha reivindicado las políticas liberales que “apuestan por el emprendimiento, apoyan el talento y respaldan a los autónomos con la garantía de generar crecimiento y oportunidades”.

“Nos encontramos en el peor momento económico con el peor gobierno de la historia, y nuestra provincia merece la máxima inversión que asegure el liderazgo en la creación de empleo y no la destrucción de riqueza”. En este sentido, Clavell considera que la variación interanual de un 14,91% registrada al cierre del año en materia de desempleo “es el mayor fracaso con el que un gobierno puede enfrentar una crisis”.

En la provincia de Castellón el paro se ceba especialmente con el sector servicios, que acumula más del 66% de los desempleados, con 28.924 parados, seguido por la industria, con 4.742 parados. Por sexos, las mujeres siguen siendo las grandes perjudicadas, con 25.498 paradas frente a los hombres, con un paro que afecta a 17.696 vecinos de Castellón.

Clavell reclama “menos triunfalismo, menos campañas de marketing y menos subidas de sueldo”. “Nuestra provincia, España, necesita un gobierno responsable, que trabaje con humildad para reconducir un incremento dramático, que se esfuerce por ofrecer oportunidades a quienes han perdido su empleo. Porque esta es una tierra de oportunidades que no merece el maltrato ni el castigo de quienes en lugar de esforzarse por alcanzar el liderazgo de la creación de empleo se limitan a dejar en el vagón de cola a miles de castellonenses”.

RODOLFO Y VENTURA