Las oficinas de farmacia de Castellón han detectado que, en los últimos meses, las recetas médicas de papel siguen llegando a las farmacias con un formato que no cumple con los requisitos exigidos en el Real Decreto 1718/2010, sobre receta médica y orden de dispensación.   Por este motivo, el ICOFCS impulsa la campaña #estonoesunarecetamedica con el objetivo de concienciar a facultativos y pacientes sobre el formato de receta médica exigida por Ley.

Enrique Hueso Fibla, Vocal de Oficina de Farmacia del Ilustre Colegio Oficial de Farmacéuticos de Castellón insta a los Colegios Oficiales de Médicos, Dentistas, Podólogos y Veterinarios a que recuerden a sus colegiados, la necesidad de utilizar la receta médica en el formato en que está establecido por Ley y darle rigor a la prescripción médica.

Hueso asegura que “muchas veces el farmacéutico recibe como receta médica una cuartilla, un trozo de folio, un post-it, o cualquier papel que, según ellos, exponen la firma y sus datos y eso no es una receta médica, además es mucho más falsificable que otra, que con un formato adecuado y cada colegio tiene la obligación de facilitar a sus colegiados, el formato de receta que se necesita para hacer una prescripción” e insiste  en que “esta irregularidad suscita una situación incómoda e insegura al farmacéutico que tiene la potestad para negarse a dispensar la prescripción, porque según el estado en que algunas recetas se presentan, no se considera un documento oficial”.

ICOFCS

RODOLFO Y VENTURA