No a la antena. Por nuestra salud, es el lema coreado por los alrededor de cuatrocientos vecinos, según la organización, que hoy se han manifestado en el municipio de Altura, para protestar contra la instalación de una antena colocada por la compañía Vodafone en la población.

El colectivo vecinal teme que la colocación de una antena de telefonía en la calle Juan Terrada pueda perjudicar su salud, por lo que los vecinos han decidido luchar para paralizar su instalación y posterior activación del servicio, cuya continuidad y puesta en marcha parece depender ahora únicamente de la empresa de telefonía.

Manifestación vecinal en Altura

Manifestación vecinal en Altura. Foto: José Plasencia.

Y es que los vecinos han conseguido ya sumar a su causa a todos los grupos políticos con representación municipal, PP, PSOE y EUPV, con los que los portavoces del colectivo se han reunido varias veces a lo largo de la semana.

Además la familia propietaria de la finca de la calle Juan Terrada en la que la antena empezó a ser colocada, han dado marcha atrás en su decisión de arrendar y permitir a la compañía la instalación de la misma, ya que al parecer cuando firmaron el contrato de permiso con Vodafone no eran conscientes de la magnitud y perjudiciales consecuencias para la salud que presuntamente puede entrañar este tipo de tecnología sí es colocada dentro del casco urbano, según indicaron a InfoPalancia desde la familia afectada, que ha llegado a sufrir algunas amenazas e insultos.

Y es que la colocación de la antena ha generado una situación de tensión entre los vecinos, ya que mientras unos están a favor de la instalación de la misma otros están en contra de ella, aunque la decisión última parece estar ahora en manos de la propia empresa, con la que el colectivo vecinal ha entablado conversaciones y con la cual tiene previsto reunirse a lo largo de la próxima semana, según explicó a InfoPalancia en nombre del colectivo, José Collado.

“En teoría la semana que viene nos llamaran y nos reuniremos para encontrar una solución. Ellos entienden que la gente se movilice pero claro…Vodafone, aunque acceda a quitarla tiene unos gastos del montaje, retirada y, sí llega el caso, colocación en otro sitio que habrá que ver qué pasa con ellos”.

La Manifestación vecinal en Altura concluyó con la lectura de un comunicado

Manifestación vecinal en Altura

Los manifestantes leyeron un manifiesto de rechazo. Foto: J.Plasencia

Por su parte el Ayuntamiento de Altura, ante el que hoy se han presentado más de mil firmas contra la colocación de la antena, ha decidido respaldar al colectivo vecinal al emitir ayer, tal y como adelantó InfoPalancia un decreto de paralización de obras de colocación de la antena, además de facilitar a la empresa Vodafone los terrenos necesarios para colocar la antena fuera del casco urbano y buscar la formula para compensar los anteriormente mencionados gastos.

El municipio de Altura sufre problemas de cobertura de telefónica desde hace tiempo, aunque la colocación de la polémica antena no solucionaría los mismos.

“Hace algún tiempo Telefónica retiró por problemas técnicos una antena de telefonía que había en El Berro, pero la que colocan ahora en la calle Juan Terrada no es de Telefónica es de Vodafone por lo que seguiríamos teniendo los mismos problemas, lo que pasa es que hay gente de la que esta a favor que piensa que es la misma. Sin embargo no lo es y Telefónica ha hecho lo que tenía que haber hecho Vodafone también, que es hablar con el Ayuntamiento para buscar juntos un sitio fuera del casco urbano en la que colocar su antena”.

Por otro lado las anteriormente mencionadas amenazas e insultos sufridos por la familia han sido condenados por el colectivo vecinal y los dirigentes locales.

Chelo Torrejón.