©  Música en el Claustro .-

Organizada por la Institución Seo de Segorbe en colaboración con el Ilmo. Cabildo Catedralicio

El pasado viernes 27 de mayo se celebró la primera audición del Ciclo de Música en el Claustro en la S.I. Catedral Basílica segorbicense que en colaboración con el Ilmo Cabildo, la Institución Seo de Segorbe desea desarrollar en los próximos meses, recuperando una tradición que durante cierto tiempo se hizo bajo esos mismos arcos góticos.

Interprete. Fotos:J.Plasencia.

Interprete. Fotos:J.Plasencia.

No son serán conciertos a la usanza, más bien audiciones intimistas, siempre llenas de encanto y misticismo.

En esta ocasión, se ha hecho coincidir desde Seo de Segorbe, con el acto de presentación de la restauración de un grabado de Rubens, que representa la flagelación de Jesús, siglo XVIII, y la donación de un mapa del Reino de Valencia del s. XVII, además como homenaje a don Pedro Saborit por su jubilación canonical (1978-2016).

La audición estuvo a cargo de alumnos del profesor y guitarrista internacional don Adrián Rius Espinós, quién cerró el acto con su maestría y dominio del instrumento, en este caso lo hizo con una guitarra romántica con doscientos años de antigüedad.

Abrió el programa Gloria Campos Hervás, alumna de cuarto curso de grado medio, con la bonita pieza “Alfonsina y el mar” de Ariel Ramírez.

A continuación intervino María José Blasco Rubio, quién ha concluido el grado profesional, interpretando dos obras, en primer lugar el segundo movimiento del concierto en re mayor de Antonio Vivaldi y acto seguido una pieza muy popular dentro del repertorio para guitarra “capricho árabe” de Francisco Tárrega.

El tercer intérprete en actuar fue Adrián Navarro Pitarch, alumno de sexto de grado medio, ofreciendo al selecto auditorio las siguientes composiciones: “fandango variado” de Dioniso Aguado; “estudio de concierto” del vilarrealense Tárrega Eixea, finalizando con “elogio de la danza” de Leo Brouwer.

Todos ellos cosecharon sonoros aplausos al terminar sus respectivas intervenciones.

Puso el broche final al acto el profesor Adrian Rius, inicialmente con dos partituras del renacimiento de Luis de Narvaez, prosiguiendo con cuatro deliciosas piezas barrocas del turolense Gaspar Sanz, concluyendo con “canción de cuna” tema popular mallorquín, en honor a su segunda hija nacida hace pocos días. La hora daba pié para interpretar esta delicada pieza, acogida con una prolongada ovación.

Música en el Claustro

Carlos Laffarga Civera