Segorbe cierra la cooperativa oleícola tras una exitosa campaña de molturación, que ha dado como resultado una producción de 600.000 litros de aceite

Segorbe ha dado por concluida la mejor campaña oleícola que se recuerda con cifras espectaculares de producción que llegan a quintuplicar las de la pasada temporada.

En concreto la almazara de la Cooperativa Agrícola San Isidro Labrador de la capital del Palancia ha molturado un total de 3.270 toneladas de aceitunas, cuando en la última campaña apenas se llegaron a los 700.000 kilos. Son las cifras facilitadas por el gerente de la Cooperativa, Rafael Juan.

Las previsiones iniciales apuntaban a unos 2 millones de kilos, pero se han superado ampliamente.

Ayer mismo se cerró la almazara y ahora queda el trabajo de concluir la molturación y envasado, aunque muchos agricultores ya tienen en sus casas el producto final, el aceite de oliva virgen extra, uno de los mejores que se producen en España, según varios observatorios de calidad.

También el rendimiento medio ha sido más que aceptable, en torno al 19% aunque las primeras aportaciones tan sólo daban un 17%. Con ese porcentaje, la almazara va a producir alrededor de 600.000 litros de aceite.

Todas las miradas se centran ahora en la próxima campaña ya que dados los resultados de la actual y por la condición vecera del olivo, todos los agricultores auguran una pésima campaña que sólo podría dar resultados en los campos con regadío.

Segorbe cierra la cooperativa oleícola

Rafael Martín