Varios vecinos de Navajas han creado una plataforma apolítica, SOSalto de la Novia, con el fin de velar por la salud ambiental de la población y luchar contra las «posibles irregularidades» que, desde hace tres años aseguran, se estarían provocando «en forma de vertidos incontrolados y no autorizados» de las aguas industriales depuradas de una empresa de fabricación y envasado de zumos y gazpachos, ubicada en el polígono la Esperanza de Segorbe, a uno de los mayores parajes y más emblemáticos de la comarca del Alto Palancia, el Salto de la Novia de Navajas.

Al menos así lo han denunciado desde esta plataforma virtual que está movilizando a navajeros y palantinos con el fin de alertar de los problemas que pueden llegar a acarrear para la flora y la fauna del río Palancia los vertidos.

Lo cierto es que la empresa cuenta con la autorización pertinente de la Confederación Hidrográfica del Júcar para llevar a cabo estos vertidos, de 20 horas a 8 horas, en un punto determinado del cauce del río Palancia, en término de Segorbe, a través de varias acequias.

Sin embargo, desde la plataforma han denunciado que los mismos están teniendo lugar en término de Navajas, «única perjudicada en este asunto», concretamente, a la cascada del Brazal que desemboca en el Salto de la Novia, «lo que supone además de un problema socioambiental, un problema a nivel turístico y de desarrollo rural por todo lo que representa este paraje para Navajas».

Detrás de los motivos, explican, estaría la insuficiente capacidad de la acequia por la que discurre esta agua depurada que hace que el caudal se traspase a la acequia paralela por la que va el agua de manantial hasta la cascada del Brazal.

Como consecuencias, alertan «se está produciendo la aparición de algas en las acequias por las que circulan estas aguas industriales depuradas, promovidas por el exceso de nutrientes que contienen y que compiten por el oxígeno del agua con la flora y fauna de la zona».

Un hecho, matizan, «que favorece el desarrollo de microorganismos y el proceso de eutrofización o putrefacción del agua, dañando el ecosistema autóctono considerablemente».

RODOLFO Y VENTURA
ESCUELA DE DANZA
JOYERIA ROYO
Solicitan el cese de los vertidos

Desde SOSalto de la Novia se ha solicitado el cese de los vertidos; tener acceso público a los resultados de los análisis que certifiquen que la calidad de las aguas industriales depuradas cumple los parámetros legales y el cese del uso y de la autorización de las acequias como medio colector de las mismas. Además, se ha pedido que el ayuntamiento denuncie el caso ante la CHJ.

No es la primera vez que se lleva a cabo una denuncia al respecto de esta situación.

En 2015, el Ayuntamiento de Navajas interpuso alegaciones al salir publicado en el BOP la autorización de la CHJ para que la empresa vertiese estas aguas residuales depuradas en el barranco de Aguardiente, que va a parar al Salto de la Novia.

Durante todos estos años, el concejal de Agricultura y Medioambiente, Rafael Giménez Samper, ha tenido numerosas reuniones con el Ayuntamiento de Segorbe, la Comunidad de regantes de Segorbe, instituciones públicas en materia de medio ambiente y la CHJ, para solucionar el tema y alertar de estos vertidos.

Asimismo, los vertidos «irregulares» fueron denunciados por la Asociación para la Custodia del Río Palancia a su paso por Navajas en el Seprona. Desde el Ayuntamiento de Segorbe aseguraron en su día que se hacían análisis de las aguas periódicamente y todos los parámetros cumplían absolutamente la normativa y estaban dentro de los índices legales».

Ana Monleón – Foto:José Plasencia